¿Qué vamos a hacer con tanto plástico?

Es posible que el plástico sea uno de los mejores inventos del siglo XX. Es resistente, moldeable, hermético, impermeable, ligero… Ha solucionado muchos problemas de transporte, de almacenamiento de aislamiento…

Pero ha terminado convirtiendose en la mayor pesadilla de nuestra civilización. Está por todas partes. Ha mejorado nuestra vida de muchas maneras pero parece que nunca se pensó en el futuro.

Hemos llegado al punto en el que el plástico inunda nuestras playas, nuestros bosques,nuestra cadena trófica. Mata la fauna marina y la terrestre…

No reciclamos, solo separamos.

Nos dicen que reciclemos, que con separar las botellas y las latas ya nos hemos ganado el cielo. «Yo reciclo» suelo escuchar de boca de mucha gente como si fuera una bula papal para poder seguir consumiento plástico sin control. Pero en realidad lo que hacemos es separar. Nosotros no reciclamos, no sabemos a dónde va todo ese plástico que dejamos en el contenedor amarillo y nadie se molesta en explicarnoslo.

Lo que sí sabemos, porque tenemos fotos, porque tenemos amigos que viajan al otro lado del mundo o conocidos que surfean entre toneladas de mierda, es que el mar, la montaña y la playa están atascadas de plástico. ¿De dónde sale todo eso si nosotros lo hemos tirado al contenedor amarillo? ¿A dónde va nuestro plástico?

Los que deberían responder a esas preguntas no lo hacen. Te enseñan imagenes bucólicas mientras te venden un slogan bonito y te dicen que consumas envases que luego ellos se encargan de él para hacer el mundo más bonito. Pero no tienen la decencia de hacer un triste publirreportaje o un documental para enseñarnos los entresijos de esa recuperación y posterior reciclado de lo que tanto nos insisten en consumir.  Son el Señor Lobo, ellos se encargan de todo,así que no seas impertinente y no preguntes. Pero la verdad no permanece oculta mucho tiempo. Greenpeace ya se ha encargado de hacer oficial lo que ya se sabía pero no se podía demostrar. Que Ecoembes es un fraude.

Ratones en una rueda.

Lo mires como lo mires somos víctimas. Nos dijeron que el plastico ofrecía grandes ventajas y nos convenció. Y si no lo hizo no nos quedó más remedio que tragar porque los sistemas de envases retornables empezaron a desaparecer, al igual que las antiguas bodegas, los antiguos comercios y todo el mundo se pasó al empaquetado masivo.

Nos hacía la vida fácil no tener que cargar el carro o el capazo con las botellas vacías, los cartones de huevos, el propio carro o capazo… En cualquier momento y lugar podías hacer tus compras porque todo viene maravillosamente envasado y te dan una bolsa de plástico al salir para que te lo puedas llevar a tu casa. No necesita preparación previa. Solo que lleves dinero.

Nos lo pusieron tan facil que era dificil resistirse a la modernidad. Puedes salir de un trabajo en el que te explotan y hacer la compra a toda prisa sin planificación previa, si pensar demasiado. Ya les viene bien, ya.

La necesidad de adaptarse o morir

La necesidad de un cambio de dinámicas es necesario y urgente, porque las empresas no van a cambiar de sistema si tu no les obligas a cambiar. (Si todavia crees que el consumidor no tiene ese poder te diré que hace veinte años no había tofu en nigún supermercado y ahora lo hay en todos. No es que se les encendiera la bombilla, es que se les iban los clientes.)

Y ahora toca que comercios, empresas y usuarios nos pongamos las pilas, porque ya hay una ley de eliminación de plásticos de un solo uso para el 2020 (totalmente insuficiente, pero menos da una piedra) Por otro porque cuanto más facil sea nuestra adaptación a no depender del plastico para todo -especialmente a nivel alimentación- más fuerza tenemos como usuarios a hacer cambiar sus políticas a los grandes contaminadores.

No es una tarea facil, créeme que no lo es. Necesitamos volver a tomar las riendas y hacernos conscientes de que hay que consumir de otra manera.

Este es el primero de una serie de posts en los que hablaré y daré ideas sobre cómo hacer la transición a un consumo más consciente. Y el del plástico es un tema tan amplio que no lo podía reducir a un solo artículo. Así que desde aquí podrás ir a cada uno de los artículos que se refieran al plástico.

Vamos a hablar de qué plasticos se reciclan y cuales no.

Luego avanzaremos con los plasticos reciclables que hay en la actualidad, cómo podemos dejar de depender de ellos y qué hacemos con lo que ya existe.

estos son:

1 PET

2 HDPE

3PVC

4 LDPE

5 PP

6 PS

7 OTROS

También hablaremos de los bioplásticos, plasticos compostables y de lo que nos depara el futuro.

Espero que te guste y lo encuentres útil.

 

 

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll hacia arriba
A %d blogueros les gusta esto: